domingo, 28 de septiembre de 2008

El ridículo de nuestro gobierno

Zapatero estuvo el otro día en Estados Unidos, se reunió con empresarios americanos, donde hizo un espantoso ridículo. En primer lugar insistió en la fortaleza de la economía española, no sé si se confudió de país o si vive engañado. Después atacó a líderes europeos, como Zarkozy o Berlusconi, mucho más competentes que él, al menos no mandan a la ruina al país que gobiernan, ni van haciendo el ridículo por el mundo. Y dijo que España había superado a Italia en renta por cápita y su objetivo era superar a Francia. Desde luego debe salir de ese mundo paralelo que se ha creado. En fin hizo pasar un buen rato a los empresarios, que recordarán más a Zapatero como humorista que como presidente del gobierno español.

Después de su actuación humorística con los empresarios compareció en la ONU, perdón, actuó en la ONU. Ahí habló de su alianza de civilizaciones y de algo nuevo la abolición de la pena de muerte. Amigo Zapatero la abolición de la pena de muerte la tienes que tratar tú con tus amigos con los que quieres hacer esa alianza de civilizaciones, ya que son ellos los que ejecutan este método. Quiere abolir la pena de muerte y a la vez ser amiguito y darse besitos con los países retrógrados y violadores de los derechos humanos.

Pero al ausentarse de España dejó a sus secuaces en el país, para que el país no se aburra. Si es que piensa en todo. Solbes dijo que él nunca había negado la crisis. Pobre hombre se notan los años la memoria ya no es la misma de antes. También otro personajillo como es Pepiño Blanco achacó la culpa de la crisis a Estados Unidos, claro hombre todo la culpa para otros es el mejor método.

Mejor que Zapatero no salga del país, por que el nombre de España está quedando bastante ridiculizado. En fin somos el único país que tiene presidente-humorista, además desarrolla los dos cargos a la vez. No perdón, sólo el de humorista, el de presidente aún no lo ha ejercido.

No hay comentarios: